Té Verde

Con un proceso de mínima oxidación y sin fermentación, el té verde –cuyas hojas vienen del arbusto Camellia sinesis– ofrece una experiencia sinigual de sabor y aroma. Su desarrollo como bebida estimulante está ligada a la historia milenaria de la China y a la vez emparentado con la tradición japonesa.

Beneficios

Sus atributos medicinales están descritos desde el siglo XI de nuestra era, cuando ya se habían descubierto sus beneficios en la prevención de enfermedades cardiovasculares, la disipación de los dañinos efectos del alcohol, la curación de enfermedades cutáneas y la reducción del cansancio.

Reunir a las personas amadas alrededor de una buena tasa de té verde permite compartir una experiencia singular de sabor y aroma.